Haz equipo y "tu tema" sonará mucho mejor

 Siempre me gustó la música pachanga y buenrollera de Manu Chao. Las de horas felices que me hizo pasar de joven(cita) -permitidme este toque de coquetería- y la cantidad de veces que puso la BSO a mis trayectos en coche Madrid-Granada (y vuelta). Un creativo de la felicidad y el compromiso -más allá de cuestiones políticas- en versión musical, del que sólo me chirriaba -qué le vamos a hacer- ese look homeless por el que te daban ganas de comprarle dos veces el mismo disco, a ver si así mejoraba el vestuario (con o sin gorro mediante). Única pega. Creo que pocas letras hay tan bonitas como "me gusta la mañana, me gustas tú; me gusta soñar, me gustas tú; me gusta la mar, me gustas tú...".


Pero, por encima de todo, siempre admiré sus mezclas, esa capacidad de integrar cualquier instrumento, cualquier persona, en su "orquesta". Sin miedos, picando de aquí y de allá, aprendiendo de los demás, escuchando, sumando, compartiendo, emponderando, haciendo arte de su talento, y del de tantos otros. Un nómada del conocimiento; un líder -que dirían ahora- musical, con visión internacional. Un tipo open mind, ahí es nada, con lo que escasean... 

 

Una persona que sabe cómo hacer equipo y conseguir así que "su tema" suene mucho mejor. Creo que no hay mejor ejemplo para entender el concepto, que este video. Tanto por aprender... Que lo disfrutéis.

Escribir comentario

Comentarios: 0